Seite auswählen

Ursberg/Krumbach – 23. Julio 2020 –  Con una donación de  5.000 euros, la empresa UTT Technische Textilien GmbH & Co KG,parte del grupo Indorama Ventures Public Company Limited, apoya al centro Dominikus-Ringeisen-Werk (DRW). Los fondos deben destinarse a conciertos y actuaciones desde los balcones para los residentes de dicho centro. “ Estos conciertos son una alternativa muy positiva para las personas con discapacidad durante el tiempo del coronavirus” comenta el Sr. Josef Liebl, miembro del consejo. Desde que comenzó el confinamiento por el COVID19, muchas personas se han dedicado a entretener y dar una alegría a personas que no pueden abandonar sus residencias. Se trata de eventos musicales, teatrales o artísticos que se realizan al aire libre. “ Con esta donación podemos remunerar a los artistas en cuestión, quienes viven de estos actos pero han tenido que cancelar muchos eventos debido a la pandemia” comenta el Sr. Josef Liebl.

Desde hace tiempo, la empresa UTT tiene una relación especial con el centro Dominikus-Ringeisen-Werk: Es cliente del taller interno del centro y se ha encontrado un empleo WfbM a distancia a un residente del centro, quien padece una limitación. La donación surge de la voluntad de la empresa de apoyar también a los artistas, que han sufrido mucho desde que inició el tiempo del coronavirus. “Así ambas partes salen ganando: las personas con discapacidad y los artistas profesionales“ indicó la directora de UTT Venere Polito durante la entrega del cheque.

La situación excepcional se extiende

El tiempo del Coronavirus ha causado cambios drásticos en el día a día de las personas con discapacidad. Desde marzo rige el cuarentena y la prohibición de visitas en el centro. Esta situación se está alivianando poco a poco. Esto ha significado que los residentes del centro se vean confinados en sus cuatro paredes desde marzo, viéndose interrumpido únicamente por paseos esporádicos. Gracias a estos conciertos al aire libre y en los balcones hemos descubierto una nueva virtud y se ha creado un programa de entretenimiento. Los residentes del centro disfrutan de las actuaciones desde sus balcones, terrazas o jardines a una sana distancia de los artistas. De esta manera se cumplen las medidas de higiene y sanidad para todos los involucrados. Coros, instrumentos musicales, un mago, un organista y más artistas han entretenido a las personas con discapacidad que residen en el centro. Con la generosa donación de UTT se podrán financiar más eventos de este tipo.